Cáritas detecta un inusual repunte de gente sin techo que busca cama y comida en Avilés

La organización que gestiona el albergue municipal achaca el fenómeno al cierre estival de recursos asistenciales en Oviedo, Cudillero y León

E. CAMPO El albergue municipal de transeúntes de Avilés, que gestiona Cáritas, ha estado colapsado durante las dos primeras semanas de agosto debido, fundamentalmente, al cierre estival de recursos de asistencia similares en León, Oviedo y Cudillero. No obstante, según señaló el responsable de Cáritas de Avilés, Joaquín García, este año la afluencia ha sido incluso superior a la de agostos anteriores, donde también se notaba un repunte de transeúntes en la ciudad. «Hubo una afluencia exagerada», aseguró García. La consecuencia de esta presión asistencial es que hubo varios días en los que ni el albergue avilesino ni tampoco los de Gijón y Oviedo tuvieron ni una sola plaza libre, y muchos demandantes de cama se tuvieron que quedar en la calle. Unido esto al habitual repunte de personas que pernoctan en la calle durante el verano, por las benignas temperaturas, numerosos cajeros y portales del centro de Avilés están siendo utilizados estos días como refugio nocturno.
Los recursos que cierran por vacaciones, y que desestabilizan de este modo a la población sin techo, son el Albergue de Transeúntes de León, el de Cudillero y el «calor y café» de Oviedo, un local con literas que abre de noche y que permite también a los usuarios tomar una bebida caliente. Esta restricción de posibilidades hace que los transeúntes se concentren en las ciudades donde se mantienen abiertos los albergues. Según explicó Marisa González, educadora del albergue avilesino, estas personas no abandonan la ciudad, aunque se hayan quedado sin cama, para madrugar al día siguiente y así poder obtener una plaza.
La norma establecida para este tipo de residencias es que los usuarios no pueden pernoctar en cada albergue más de tres días al mes, y lo habitual es que los transeúntes se desplacen incluso por todo el norte de España, en un «circuito» de albergues. Cuando es viable, los responsables de estas instalaciones pueden ampliar la estancia máxima permitida, pero estos días en Avilés fue imposible, debido a la gran demanda. «No hemos podido alargar ni un día más de los tres habituales, porque nos quedaba gente fuera», señaló Marisa González. No obstante, el albergue avilesino sirvió comidas y cenas a todos los sin techo, tuvieran o no plaza para dormir.
Según los responsables de este recurso asistencial, ubicado en la calle de La Estación, los usuarios de este mes de agosto son, en su mayoría, los habituales en este tipo de establecimiento, con escasas excepciones. «La mayoría son gente conocida, que hace el recorrido de albergues por esta zona», apuntó Marisa González. Y subrayó: «Pero el colapso no fue sólo en Avilés: en Oviedo y Gijón están igual debido al cierre de otros recursos en verano».

http://www.lne.es/aviles/2013/08/13/caritas-detecta-inusual-repunte-gente/1454904.html

Anuncios

El Albergue Covadonga deniega entre 6 y 8 camas al día por falta de plazas

El equipamiento estrenó ayer su nuevo centro de día y espera tener lista en seis meses la ampliación y el centro de baja exigencia

OLGA ESTEBAN
«Es un fenómeno de los tres últimos años. Las plazas que antes eran suficientes ahora no lo son». Lorenzo Mariñas, presidente de la Fundación Albergue Covadonga, admite que el equipamiento no tiene capacidad suficiente para atender la demanda. De hecho, desde que empezó este año, cada día deniegan «de seis a ocho camas de hombre» por falta de plazas. Las 45 plazas de hombres y 15 de mujeres con las que cuenta el equipamiento se han quedado cortas. De ahí la importancia de la ampliación del centro, que Ayuntamiento y Albergue esperan tener lista en seis meses, aproximadamente. Las 45 plazas de hombre se convertirán en 60, con la posibilidad de llegar a 70 u 80 en los momentos de mayor necesidad (olas de frío, por ejemplo), poniendo una tercera cama en los dormitorios. Y las 15 plazas disponibles ahora mismo para mujeres pasarán a ser 25. Confía Mariñas en que eso «sea suficiente» y que «nadie en Gijón se quede en la calle por falta de plazas».

La alcaldesa, Carmen Moriyón, se mostró ayer especialmente preocupada por «el horario nocturno» y aseguró que el objetivo es «evitar que nadie duerma en un cajero». Por eso, a los planes de ampliación del Albergue se suman los de habilitar un centro de baja exigencia, que estará unido al nuevo centro de día inaugurado ayer y que tendrá la entrada por la calle del Diario El Comercio. La alcaldesa participó ayer en la inauguración, junto con representantes de los otros grupos políticos y responsables, trabajadores y usuarios del Albergue. El equipamiento viene a sustituir y ampliar el servicio que ofrecía Calor y Café, que cerró sus puertas hace casi un año. El nuevo centro abrirá todos los días de la semana, de 9.30 a 13 y de 16 a 20.30 horas. Pero el objetivo, como dijo la primera edil, es atender el horario nocturno. Por eso, el futuro centro de baja exigencia permanecerá abierto durante toda la noche y permitirá que los usuarios acceden para tomar un café, dormir o tan solo descansar un rato bajo techo.

http://www.elcomercio.es/v/20130703/gijon/albergue-covadonga-deniega-entre-20130703.html

El Albergue reclama que los sin techo puedan ocupar viviendas vacías

La integración es la meta más allá de la beneficencia», advierten desde la entidad

Paco Herrero, Tomás Marcos, Ramón Colunga, Álvaro Díaz y Juan Manuel Martínez Morala, ayer en la mesa redonda. Paco Herrero, Tomás Marcos, Ramón Colunga, Álvaro Díaz y Juan Manuel Martínez Morala, ayer en la mesa redonda.

El Albergue Covadonga no puede quedarse en «que los usuarios estén alimentados y calentitos». El principal reto de futuro es el de «romper el círculo, atacar las causas de la exclusión y lograr un modelo integrador». Álvaro Díaz, presidente del Patronato del Albergue, fue contundente en la mesa redonda celebrada ayer en los actos del XXV aniversario de la institución: «falta voluntad política para buscar alternativas, cuando estamos hablando de tres millones de viviendas vacías en España que se podrían utilizar para nuestros fines», recalcó.

El acto de ayer sirvió para repasar el cuarto de siglo de vida del centro y para plantear cuál debe ser a partir de ahora el rumbo de una casa «muy valorada por los gijoneses» y que «debería empezar a salir más a la calle a buscar los problemas fuera sus muros», planteó Tomás Marcos, uno de los fundadores del Albergue.

 http://www.lne.es/gijon/2013/03/08/albergue-reclama-techo-puedan-ocupar-viviendas-vacias/1379206.html

Díaz: «El 25 cumpleaños del Albergue es muy agridulce»

El presidente de la institución de caridad critica que la falta de viviendas para los ‘sin techo’ siga sin estar en las agendas políticas
El Albergue Covadonga dio ayer en la Biblioteca Jovellanos el pistoletazo de salida a la celebración de su 25 aniversario; un cumpleaños que, como no podía ser de otra manera, trae consigo un variado repertorio de actos sociales.
El primero de ellos, la presentación de ayer. A ella acudieron, entre otros, el nuevo gerente del Albergue Covadonga, Ramón Colunga; la consejera de Bienestar Social, Esther Díaz; la alcaldesa, Carmen Moriyón; y el presidente del Albergue Covadonga, Álvaro Díaz. Había cierta expectación por ver cómo reaccionarían Moriyón y Díaz tras los últimos cruces de declaraciones, incluidas las de la concejal de Bienestar Social, relacionadas con la decisión de no trasladar el Albergue al nuevo edificio de El Natahoyo y las aportaciones municipales a la institución. Díaz no hizo mención alguna a los rifirrafes con el Consistorio y se limitó a criticar que, un cuarto de siglo después de la fundación del Albergue, los ‘sin techo’ no tengan una vivienda donde residir. «El 25 cumpleaños del Albergue es muy agridulce. No se ha evitado que las personas sin hogar no estén en estén en la situación en la que están, a pesar de que debería formar parte de todas las agendas políticas del Estado», señaló.
cov 1.jpg
http://www.elcomercio.es/v/20130301/gijon/diaz-cumpleanos-albergue-agridulce-20130301.html

Indigentes en Avilés. ¿Un problema?

La Voz de Avilés del 28 de junio se hace eco de la queja de diversas personas por la mala imagen que da la ciudad a los visitantes debido a la presencia de indigentes en las calles.
El enfoque de la noticia no tiene matices. A partir de la constatación de su existencia sólo se plantea un camino. Que se vayan.
Un  enfoque periodístico serio ahondaría en esa realidad. ¿Quiénes son? ¿Cómo han llegado a esa situación? ¿De qué servicios asistenciales se valen, si se valen de alguno?.
Este enfoque no es optativo para un periodista. La responsabilidad social con la que debe ejercer su trabajo le obliga a ello.

El final de la Campaña de frío elimina 474 plazas en los albergues

Una información de EAPN-ES:
Madrid
Martes, 12 de Abril.

Los datos aportados por un reciente estudio de EAPN muestra que el número de personas sin hogar en España ascendería a 30.000. El aislamiento y la falta de autoestima van atacando poco a poco la moral y las ganas de enfrentarse a la vida de los ‘sin hogar’. La mitad son extranjeros y uno de cada seis son mujeres. 

El estudio del EAPN explica que dos de cada tres personas sin hogar han alcanzado el nivel de educación secundaria y un 13% tienen estudios universitarios. Otra creencia extendida es la de que no trabajan. La mitad busca y el 11,8% trabaja a pesar de dormir en la calle.

Fuente informativa

Comunicado ante las declaraciones de A. Ruiz Gallardón.

Ante las declaraciones recogidas en el día de ayer, en el acto de pre-campaña del Alcalde de Madrid, D. Alberto Ruíz-Gallardón sobre una problemática que conocemos y con la que nos enfrentamos a diario, las Entidades abajo firmantes manifestamos nuestra disconformidad e indignación. Estas declaraciones vinculan, una vez más, a las personas que viven en la calle, con conceptos  como delincuencia, suciedad y violencia. Las entidades sociales que trabajamos con las personas sin hogar día a día, constatamos que estas personas, hombres y mujeres, son víctimas directas de violencia y no al revés. Erradicar el Sinhogarismo, que nadie duerma en la calle,  es un deseo y una utopía para nuestras entidades. Sabemos que el camino para conseguirlo pasa por aunar voluntades políticas y no por una ley estatal que haga desaparecer por la fuerza de las calles a las personas. En pleno siglo XXI, no podemos permitirnos un retroceso en la legislación de los derechos de los ciudadanos. Sigue leyendo